Historias de rehabilitación en el Cropafy

Historias de rehabilitación en el Cropafy

El Gobernador Mauricio Vila Dosal recorre el Centro Regional de Órtesis, Prótesis y Ayudas Funcionales donde propios y extraños han cambiado sus vidas

Por Rafael Gómez Chi

Mérida, Yucatán, 23 de septiembre de 2021.- Hernán Humberto López Alcaraz perdió el pie derecho a causa de la diabetes y una embolia lo incapacitó para mover el lado izquierdo. Acude a rehabilitación en el Centro Regional de Órtesis, Prótesis y Ayudas Funcionales de Yucatán (Crofapay) y estaba en su terapia cuando se le acercó el Gobernador Mauricio Vila Dosal.

—¿Qué tal, cómo estás, como va tu terapia? —saludó el mandatario.

—Ahí vamos dándole —dijo el hombre de 63 años, originario de Oxkutzcab, y agradeció la oportunidad de contar con esta ayuda por parte del Gobierno del Estado. Las terapias le han permitido ir recuperando movilidad en la zona afectada por la embolia.

—Mi vida ha dado un giro de 180 grados —apostilló, aliviado.

En el Cropafy, Jorge Carlitos Chan Hau, de 51 años, recibió una prótesis arriba de la rodilla con pie estable. Hace año y medio le amputaron la extremidad igual por diabetes; con mucha emoción, agradeció al mandatario estatal.

—Ya podré ser más independiente —expresó—. Esta es una fantástica ayuda, estoy muy contento de recibir mi prótesis y ya estoy aprendiendo a usarla, gracias al apoyo de aquí. Gracias al Gobernador por darnos estas oportunidades de mejorar —subrayó el espiteño.

Azael Pérez López también hacia terapia. Recibió una prótesis por debajo de rodilla con tobillo articulado, para ser más autónomo y olvidar las muletas.

—Me están explicando cómo usarlos y a adaptarme. La verdad es una gran ayuda para mí. Le agradezco mucho al Gobierno del Estado porque el proceso ha sido muy rápido y hoy ya tengo mi prótesis —dijo. El hombre de 31 años perdió la pierna en un accidente automovilístico.

En silencio miraban la conversación del Gobernador con los beneficiarios el diputado Víctor Hugo Lozano Poveda, la diputada Dafne López Osorio, el secretario de Desarrollo Social, Roger Torres Peniche, y la directora del Instituto para la Inclusión de las Personas con Discapacidad del Estado, María Teresa Vázquez Baqueiro.

La poliomielitis le ocasionó acortamiento de pierna y debilidad muscular al progreseño Felipe de Jesús Pool Madera. Recibió un aparato para mantener el tobillo firme. Y zapatos ortopédicos, uno de ellos con aumento de 6 centímetros.

El Cropafy ofrece atención de calidad y valoración ortopédica. Otorga piezas de órtesis y prótesis certificadas y ayuda a mejorar las condiciones de vida de pacientes de Yucatán, Campeche, Quintana Roo, Tabasco e incluso de Honduras, Guatemala y Belice.

De octubre de 2018 a la fecha cerca de 4,000 personas con alguna discapacidad motriz han recibido apoyos, entre órtesis, prótesis, zapatos, reparaciones, aditamentos, entrenamientos y valoraciones.

El Centro tiene autonomía. Cuenta con recursos propios y un edificio para llevar a cabo su labor. Obtuvo la certificación ISO 9001:2015 y la administración estatal logró su retorno para avalar la gestión de calidad en la atención al público, valoraciones ortopédicas y entrega de piezas con productos y elementos de marcas reconocidas.

Recientemente se le añadió una sala de entrenamiento para ofrecer rehabilitación mecánica a los pacientes con sesiones de fisioterapia para obtener la pieza, aprender a usarla y adaptarse a ella. Además, tiene un taller de producción de prótesis y órtesis. Al mes se entregan entre 40 y 60 aparatos, los más comunes zapatos ortopédicos, plantillas, férulas, corsés y fajas lumbares, hechos de materiales de alta calidad y de piel surtida por un proveedor del municipio de Ticul.

Santiago Aguilar Coral y Víctor Flota Pérez, estudiantes de Ingeniería Biomédica del Instituto Tecnológico de Mérida, llevan a cabo un proyecto de creación de una prótesis de articulación de tobillo de calidad y a un precio accesible. Con ella el paciente para controlar el movimiento mediante estímulos musculares.

—Los vamos a apoyar —dijo Vila Dosal luego de escucharlos. De ese modo, contarán con materiales para concretarlo.

—Esta prótesis podría cambiar la vida de muchas personas —dijeron los jóvenes.

El Cropafy cuenta con áreas de recepción y atención a solicitudes, servicio social con apoyo complementario a través del DIF, salas de juntas valoración, de nutrición y psicología, y estadística y de administración.