Impuesto «verde» para empresas contaminantes de aire y agua

Impuesto «verde» para empresas contaminantes de aire y agua

Lo propondrá el Ejecutivo en el Paquete Fiscal de 2022. NO es para la población en general, sino para empresas que emitan gases a la atmósfera o contaminen el suelo y el agua. Aprobado por Consejo Consultivo del Presupuesto y Ejercicio del Gasto

Por Redacción

Mérida, Yucatán, 23 de noviembre de 2021.- El Gobierno del Estado propondrá en el Paquete Fiscal de 2022 dos impuestos llamados “contribuciones verdes” que no serán para la población en general, sino solo para empresas que emitan gases contaminantes o que apliquen residuos, sólidos o líquidos al subsuelo.

Lo anterior fue aprobado en el seno del Consejo Consultivo del Presupuesto y Ejercicio del Gasto, de modo que ya fue avalado hoy por los dirigentes empresariales de la Entidad y por organismos de la sociedad civil que ahí convergen.

Al dar detalles de la miscelánea fiscal, el director de la Agencia de Administración Fiscal (AAFY), Juan Carlos Rosel Flores, informó que estas contribuciones se encuentran en el proyecto presupuestal aprobado por unanimidad por los integrantes del citado Consejo.

Una por la Emisión de Gases a la Atmósfera y otra por los Contaminantes al Suelo, Subsuelo y Agua, dirigidas a empresas que trabajen con este tipo de sustancias, para incentivarlas a invertir, por ejemplo, en plantas de tratamientos de agua.

Con estas nuevas disposiciones para mitigar el cambio climático y salvaguardar la calidad del aire y el subsuelo del estado, las empresas tendrán que cubrir las respectivas obligaciones tributarias, puntualizó el funcionario estatal.

Dichas contribuciones no las cubrirán los ciudadanos, sino las empresas y en el caso del estado solo existen alrededor de 150 compañías, la mayoría multinacionales, que emiten este tipo de contaminantes, ya sea al agua, al aire o al subsuelo.

Sobre las contribuciones verdes, el Gobernador Mauricio Vila Dosal resaltó la importancia de tomar medidas para mitigar el cambio climático, ya que, según el más reciente mapa de riesgos, en Yucatán, para el 2050, si la temperatura aumenta 2 grados, desaparecería la costa hasta la altura de San Ignacio, por lo que se requiere del esfuerzo y la responsabilidad de todos, para reducir la emisión de gases de efecto invernadero que afectan a nivel global, y en ese sentido, se está tomando pasos decididos para atender este tema.

Hay que destacar que las empresas en Yucatán están comprometidas con el cuidado del medio ambiente y cada vez son más las que implementan las mejores prácticas para evitar la contaminación del aire, el agua, el suelo y el subsuelo.

El director de la AAFY detalló que lo recaudado por estas contribuciones se destinará a acciones gubernamentales para mitigar los efectos del calentamiento global en el territorio, como mejorar el transporte público y que sea menos contaminante, combatir los manejos inapropiados de residuos sólidos en el interior de la entidad y desarrollar acciones permanentes para cuidar el entorno.

“Estas nuevas herramientas tributarias son prácticas ya puestas en marcha en otros países e, incluso, estados del país y su aplicación se ha traducido en un mayor cuidado del medio ambiente; los parámetros de su aplicación los han establecido expertos de la Secretaría de Desarrollo Sustentable, entidad que igual será la encargada de la supervisión y aplicación de estas 2 nuevas medidas”, apuntó Rosel Flores.

Al respecto, el dirigente local de la Coparmex, Fernando Ponce, destacó los esfuerzos que se están haciendo en Yucatán, como estas 2 nuevas contribuciones verdes, para contrarrestar los efectos del cambio climático mediante la disminución de la emisión de gases a la atmósfera y evitar la contaminación del agua, suelo y subsuelo, con lo que el estado se ajusta a normas internacionales en la materia.